jueves, 27 de agosto de 2009

Confundí ser fuerte con forzar, confundí seguir con avanzar. Confundí estar cerca con marcar de
atrás,

Confundí a mi sombra con oscuridad.
Comprendí que hay sombra, cuando el sol está. Cuando te vi,
no te reconocí.
Cuando te vi, me confundí.
Confundí marcando molestar, confundí Don Bosco con Bernal. Confundí a mi espejo con mi identidad. Confundí a mi firma y confundí a mi edad.
Confundí mil cosas,
capital en mi saldo total.

No hay comentarios: